Archive for 30 octubre 2012

HERENCIA ESCOGIDA 92

Español: Celos. 1920. Julio Romero de Torres. ...

Español: Celos. 1920. Julio Romero de Torres. Óleo y temple sobre lienzo. 82 x 104 cm. Colección particular (Photo credit: Wikipedia)

CELOS

Los celos son como cruces
que viajan ajenas a mis recuerdos,
que pisan lentamente las fiestas
e impregnan con su sabor,
este invierno viajero de mis pies
cómplice permanente de mi memoria.

Estos celos son la eterna pregunta
que aflora a mis dedos
y encoge el corazón
en un amasijo de vísceras incontroladas.

Estos celos son el amor,
¿De qué mundo?
¿Para qué mundo?
Este invierno viajaré más lejos todavía,
donde no pueda mirarme,
donde no me alcance mi hipocresía.

Estos celos son el amor
las cruces que viajan ajenas a mi memoria.

Read Full Post »

HERENCIA ESCOGIDA 91

Corazón de Sal 1

Corazón de Sal 1 (Photo credit: Corsario_Mexico)

DESTRUYE MI CORAZÓN

Destruye mi corazón soledad dura
roca dura, ligera,
                          afilado corte
                                       duro y añil,
mil serpientes rondan mi boca
y blasfeman voces duras
y comen
y mueren por mí.

Solo una pausa antes de la glotonería,
una muerte,
                         un no despertar,
                                        una conciencia inerte.
Solo un despedirse constante
un casi amar
una dura existencia.

Read Full Post »

Diciembre

Diciembre (Photo credit: JuanmaMateos)

DICIEMBRE

De diciembre en diciembre
bebo los hilos de dorados besos,
amago mi corazón
en una suerte de salto mortal,
de ronquido de entrañas.

Hay porcelana que se rompe
cuando besa el suelo,
y otra que canta desdeñando
a su amante verdugo,
bailando una danza interminable.

De diciembre en diciembre
la porcelana se rompe
y mi corazón amaga con sus saltos,
el péndulo cumple inexorable
la tarea de ser escuchado.

Read Full Post »

mi-cancion

MI CANCIÓN

Mi canción es el vértigo de las emociones,
la libertad de esos ojos que jamás dirán
porque se aferran a ser felices,
a decir amor, ternura,
paraíso lejano entre dos sueños.

Mi canción es el amor alto
desde donde me diviso
y contemplo la imperfección
de la cual estoy hecho.

Mi canción es el huracán de sentimientos,
por el que viajo
con la valija de lo inesperado,
cubriendo puertos,
litigando por el amor
de los desesperados.

Read Full Post »

cuerpo-vegetal

CUERPO VEGETAL

Voy entre arboledas de hombres y mujeres
que alargan sus ramas, sus espinas como uñas
y cortan mi cintura con su desnudez.

Sus raíces profundas,
sus convicciones naturalmente profundas,
salen de la tierra crujiendo
como voces de vegetal soledad
y se aferran a mis pies,
a mis tobillos
y mis ropas las cambian por hojas verdes.

Son tótem con anuncios de neón,
que escupen cerveza y vino
en las bocas de los escritores.

Soy de madera, de papel, de bronce
y cambio mis metales
por el busto blanco de una joven madre,
donde lo carnal es inconstante
y el beso y las manos
son líquidos de su cuerpo a mí.

Gota a gota el mar se amplia,
la poesía crece
y el otoño como una canción
cae rodando con su luz infinita.

Mientras, apenas el corazón averigua,
las hojas respiran tercamente el aire,
tomando posesión de las estaciones.

Read Full Post »

estoy-vacio

ESTOY VACÍO

Soy parte de todo aquello
que abarcan mis orillas,
e inmóvil aguardo las humedades
que fluyen hacia mí
como gotas sin tregua,
como la noche,
que golpe a golpe
arrincona la luz
en una esquina del horizonte.

Me doy cuenta que estoy vacío
y mi cuerpo imperfecto barro
o recipiente de arcilla nocturna,
se llena con el liquido
que destilan las sombras del día,
el amplio pecho de una mujer de cristal
que apenas se rompe cuando despierto.

Soy el final del ciclo,
un ánfora que suda
el agua de sus pensamientos,
que anega las palmas,
el vientre,
los muslos.
Pero sigo estando vacío,
como si mi cutis o pellejo
estuviera lleno de heridas
por las que escapa el agua de mi vida,
el viento desnudo de mis sueños.

Read Full Post »

dias

DÍAS

Los días nos transportan batallas,
nos obligan a morder las cinturas,
a hundir los dientes en ríos de polvo.

Los días tienen sangre
goteando de los calendarios
y ponen fiestas en días náufragos,
en el espacio donde se lucha con otro cuerpo.

Los días tienen la sonrisa negra
cuando miran la arquitectura de las paredes,
es inútil que el amor
pinte de cristal sus caderas
y bese el delgado filo del horizonte.

No sé si la guerra es el dolor total
que invade mi vientre,
pero, aún así, los días son la libertad ciega
en la que mueren los hombres.

Read Full Post »

Older Posts »

A %d blogueros les gusta esto: